¿A qué tamaño va el sector repuestero? Opinan los protagonistas

150

La Comisión Directiva de CERAC realiza un permanente seguimiento de la situación del mercado de repuestos automotor.

En las reuniones semanales es habitual el abordaje de esta problemática, con las novedades registradas en el sector en materia de comercialización, niveles de ventas mayoristas y minoristas, productos, importaciones, nuevos actores, por citar algunos de los tópicos.
Durante el último año, uno de los ejes que dominó ese análisis fue el tamaño que viene adquiriendo la actividad y el impacto ocasionado por la irrupción tecnológica a través de las ventas on line.
Por ello, Anuario CERAC considera útil resumir algunas de las opiniones de directivos y también de protagonistas del sector que dan forma a la temática planteada..

Resulta importante distinguir cuál es el tamaño del mercado repuestero cordobés y cuánto de ese mercado captan los negocios tradicionales.

Para Edgar Panero (Autocor) no existen dudas de que se va a incrementar la demanda de partes y piezas en la próxima década, pero si esa venta llega al minorista “depende mucho del comportamiento del mecánico independiente”.
“Aliarnos y apoyar al mecánico a través de los minoristas”, es clave para mantener la porción del mercado. Profesionalizar e incorporar equipamiento en quien asiste directamente a los vehículos en el taller, es una de las claves, opinó.

Estructura chica y buena logística

Una radiografía de lo que entiende es el sector repuestero en la actualidad fue trazada por José Giordano (Bobinar). “Estamos ante negocios chicos que tienden a la especialización y el servicio, y negocios grandes y distribuidores que asisten a ese mercado y comercializan por Internet”, puntualizó.
En el mercado también tallan fuerte los nuevos distribuidores y cadenas internacionales que trabajan con talleres grandes y concesionarias, apuntó. “Hoy el repuestero debe mantenerse informado sobre modelos y tecnología, y además conocer de administración, economía, impuestos y ventas web”, enumeró.
También describió su receta para el minorista tradicional: “trabajar con la menor estructura posible y optimizar la logística”, dijo.
¿Original o chino?
En esa línea, Héctor López, un experimentado conocedor del rubro –retirado de la actividad– unió ambas opiniones. “El sector se agranda en cantidad de actores, pero no en el tamaño de cada uno de ellos porque hoy conviene el formato multimarca y ofrecer los productos de mayor salida, en lugar de tener stocks costosos”, agregó.
También alertó sobre la amenaza del comercio electrónico cuando el cliente busca precio y no compara exactamente los mismos productos. “Una llave alzacristales original, vale un precio y una de origen chino cuesta la mitad, es difícil que el cliente lo entienda”, relata.
Justamente, Jorge Risso le encuentra una explicación a esa actitud del cliente. “La extensión de la garantía de fábrica hace que el vehículo pase por dos o tres manos antes de demandar repuestos y cuando llega ese momento ya no se busca el original y se acude a Internet”, dijo.

Ojo con los stocks

En el mostrador de las casas de repuestos se ve esa intención de compra electrónica. “Llegan con el impreso y tratan de fijar precios que son difíciles de alcanzar por una cuestión de costos fijos; además los grandes distribuidores avanzan en la oferta por Internet a precios similares al repuestero”, explicó.
Para Risso, centrarse en repuestos de vehículos pesados es una salida con una estrategia basada en el servicio pero sin caer en la posesión de grandes stocks. “Comprar grandes cantidades de embragues de un modelo ya no es rentable”, comentó.

La inversión mayorista
Enrique Castroff (Córdoba Repuestos) coincide en la expansión del mercado por la mayor cantidad de unidades colocadas en la última década, pero advirtió sobre el verdadero desafío que puede producir el creciente número de piezas necesarias ante la diversidad de marcas y modelos.
“Se vendan en un negocio tradicional o se vendan por Internet, alguien deberá tener el stock físico y para ello se necesita inversión”, apuntó. Este es el principal factor que transformará al sector a nivel mayorista con incidencia en el minorista, entiende. “Unos pocos tendrán el stock completo”, dijo.
Néstor Fazio coincidió en que la mayor cantidad de autos en circulación expandirá la venta de repuestos, pero relativizó la posibilidad de que aparezcan nuevos negocios de venta al público. “Completar una línea de repuestos es cada vez más complicado”, entendió y puso un ejemplo.
Dos décadas atrás, con un stock de repuestos equivalente a tres unidades del vehículo se cubría la demanda. En la actualidad se necesita el volumen de diez autos, pero con un stock muy diversificado, remarcó.
Para Fazio, lo importante del momento a nivel mayorista es la especialidad. “Tener mercadería e invertir en el negocio”. “El mayorista cobra un rol esencial para el repuestero minorista, debe ofrecer buen servicio, buena logística, velocidad en la respuesta. Esa asociación mayorista-minorista debe funcionar bien para que se mantenga la actividad”, evaluó.

Cambio de época

En tanto, Fabián Servetto (Bálsamo), también reconoció la existencia de un mercado repuestero de mayor tamaño, centrado en un gran volumen de vehículos importados. “La falta de políticas claras en lo que se refiere a importación produce que siga habiendo faltantes de productos de calidad y con precios distorsionados, nada comparables con el resto del mundo”, indicó.
“La absorción de la demanda seguirá el curso habitual. Los concesionarios toman los primeros años de vida del vehículo que luego va a comprar piezas al mercado de reposición”, pero, según su criterio, la irrupción de la venta por e-commerce aumentó el acceso del cliente a una mayor cantidad de información.
Para Servetto, la venta por Internet “es una nueva herramienta que debemos considerar como opción dentro de nuestros negocios”.
“Este mercado en crecimiento atrae la atención de muchos oferentes y de distintos tamaños. Se aproxima un nuevo tiempo de cambio con más competencia y menores márgenes, habrá que estar muy atentos, cautelosos y creativos con las medidas que se tomen”, apuntó.